Cayó una banda narco en Villa Palito

Policiales 14/06/2017
Siete personas, entre ellas dos mujeres, acusadas de formar parte de una banda dedicada a comercializar cocaína en el interior de las Villa Palito, partido de Almirante Brown, fueron detenidas en las últimas horas luego de una serie de operativos realizados por la Policía de la Provincia de Buenos Aires.

Los allanamientos – doce en total – estuvieron a cargo de la Superintendencia de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado – Delegación Lomas de Zamora y se llevaron a cabo en varias viviendas ubicadas en el mencionado barrio de emergencias, donde los efectivos secuestraron 3152 envoltorios de esa droga, elementos para el corte y fraccionamiento y dinero en efectivo producto de la venta ilegal.

“Cada integrante de la banda tenía un rol asignado. Estaban los que fraccionaban y preparaban la sustancia, los que la escondían y distribuían y aquellos que se dedicaban exclusivamente a la venta al menudeo”, aseguró un alto jefe policial.

Además, las autoridades detallaron que días atrás habían aprehendido a dos hombres que trabajaban de “satélites” para la organización narco (custodiaban en ingreso al barrio y avisaban a sus cómplices si aparecía la Policía), a quienes les secuestraron dos armas calibre 9 milímetros y aproximadamente 200 dosis de cocaína.

Gracias a la detención de los “satélites”, los investigadores pudieron avanzar en el barrio sin ser detectados y, a través de filmaciones, toma de placas fotográficas y seguimiento encubierto, identificaron a los principales acusados por la actividad ilícita y montaron los operativos que permitieron las respectivas capturas.

“Los Cascaritas” eran conocidos en el barrio por el funcionamiento familiar que tenían como organización. Cada uno de los hermanos, tenía una función determinada. “Herni” es el hermano mayor y es quien comenzó con este nuevo negocio familiar debido a sus contactos para la compra de cocaína por kilo. Sus hermanos se encargaban del resto, en su casa le vendían a unos contactos exclusivos y por otro lado, la vendían en la calle usando a adictos del barrio que “trabajaban” por algunas dosis.

“Los Cascarita” no siempre se habían mostrado como una banda familiar, hasta hace poco tiempo atrás la relación entre hermanos no era para nada buena, los vecinos del barrio contaron que se habían producido varios enfrentamientos a los tiros entre ellos producto de una disputa territorial, como si fuesen bandas distintas. Al Barrio Arseno lo divide el arroyo Del Rey y la pelea entre hermanos había comenzado cuando intentaron delimitar el territorio de venta.

De todos modos la familia volvió a estar unida por una idea que volvió a aportar “Herni”, quien pensó que una buena manera de solucionar esa disputa territorial sería generando un nuevo negocio en conjunto, y decidieron comprar una parrilla entre todos los integrantes de la familia. Según los investigadores esta compra podría ser producto de dinero ilícito y creen también que la verdadera función del emprendimiento es lavar dinero.

Los procedimientos contaron con la colaboración de efectivos pertenecientes al Grupo UTOI (Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas), a Caballería, Infantería y de la Jefatura Departamental Almirante Brown.

Todos los acusados quedaron a disposición de la UFI N° 21 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora.

Te puede interesar